Ir al contenido principal

Entradas

Parashat Bemidbar “El Tabernáculo estaba en el corazón del campamento”
De acuerdo a la parashá de esta semana el campamento de Israel rodeaba al tabernáculo de todos los lados. Cada tribu tenía una sección propia y una bandera a su frente que los representaba. La orden de estos campamentos estaba estrictamente determinada por la ley como fue especificado en la parashá de esta semana. ¿La pregunta es, por qué? ¿Abra algún significado a la orden de las tribus y a la ley estricta que el tabernáculo esté en el medio del pueblo?
Un análisis de la experiencia en el monte Sinaí podría darnos una respuesta a estas preguntas. De acuerdo a la Torá el pueblo acampó alrededor de la montaña de Sinaí. Allí había diferentes campamentos que formaban este asentamiento. En el campo que estaba en la base de la montaña estaban los israelitas comunes. Un poco más alto estaban los líderes, en las alturas estaba Moisés y la presencia divina.

De acuerdo al Rambán Najmánides de Gerona (1270) el campamento de Isr…
Entradas recientes

Pensamientos de Torá en Honor del Festival de Pesaj

La festividad de Pesaj es llamada por la Torá, la festividad de la Matzá. La Torá nos ordena no comer jametz durante siete días y en el mismo párrafo no comer matzá en la primera noche y durante  los siete días de Pesaj.
El mandamiento de la Torá de no comer jametz, es una de las más fuertes prohibiciones en la Torá. Es mucho más fuerte que cualquier otra prohibición conectada al alimento debido a que el infractor será castigado con Karet ("escisión espiritual"). Los demás alimentos prohibidos son descritos como una abominación. ¿Por qué la prohibición de jametz es tan estricta y por qué colocar el mandamiento  negativo –no comer jametz-junto con el mandamiento positivo de comer matzá?
¿No es matzá
exactamente su contrario?.
Muchos comentaristas explican, tal vez irónicamente, que esto es porque el jametz está permitido durante el resto del año, es tan severamente prohibido en  Pesaj. Cuando vemos un pedazo de carne de cerdo, sabemos - "eso es TREIF" "fuera d…

Divrei Emmanuel: Palabras de Torá en Honor a Shabat Zajor

La Guerra Eterna con Amalek

Este Shabbat, acostumbramos leer de otro Sefer Torah, una porción adicional a la parashá de la semana que incluye el mandamiento de recordar el mal que nos hizo la nación de Amalek y que le declaremos una guerra eterna contra ellos para destruirlos totalmente, y a su memoria. Esto normalmente se lee el Shabbat antes de Purim, porque Hamán de la historia del libro de Esther, era un Amalekita. En la lectura, la Torá describe la razón que somos mandados a armar una guerra total contra ellos para todas las generaciones. “Porque ellos los encontraron en el camino y mataron a todos los débiles los que estaban desmallándose, los cansados y no tuvieron miedo de Dios.” La tradición explica que Amalek formuló un ataque cobarde, al atacar los más débiles de nuestro pueblo que habían quedado a la parte de atrás del campamento. La Torá nos manda nunca olvidar este acto malvado y que los destruyamos. La Torá manda hacer genocidio total contra esta nación malvada. Nuestros …

“Más que Israel ha guardado el Sábado, el Sábado ha guardado a Israel”

Achad Jaam, el poeta más famoso de Israel moderno dijo que “más que Israel ha guardado el Sábado, el sábado ha guardado a Israel”. El Shabat le da la oportunidad al judío de parar de trabajar, de descansar su mente y su espíritu y pasar el día con su familia, sus vecinos, y su Dios. El día transforma el trabajador en un hombre libre, sin consideración de su condición económica. Desde el hombre más rico hasta el más pobre todos son iguales en el mandamiento de parar de trabajar y concentrarse en su familia y su vida spiritual. Por miles de años el Judaísmo ha considerado la vida familiar y los ritos religiosos conducidos en la casa como las expresiones más importantes de nuestra fe. A través de los años el Shabat (o el sábado) ha servido el doble propósito de permitir la unión entre el hombre y Dios y entre los miembros de la familia. En el Shabat las familias encuentran la paz y tranquilidad necesaria para mejorar le comunicación familiar sin la presión de tener que irse a trabajar, la…

Pirsumei Nisa - Difundir el Milagro de Janucá

Una de las leyes y costumbres de la iluminación de la Janukiah es colocar la Menorá en la ventana de nuestras casas para que los transeúntes la puedan ver. Los Sefaradim colocamos la Menorá al exterior de nuestras puertas, frente a la Mezuzá al lado opuesto - cerca de la puerta de entrada por la misma razón. De hecho, la hora de encender la Menorá fue determinada por nuestros rabinos de sagrada memoria como a la vuelta de crepúsculo, ya que sería más eficaz en la difusión de la mitzvá ya que muchas personas están viajando a esa hora regresando del trabajo o terminando sus compras. Esto causaría que el número más grande de personas puedan ver la Menorá durante esas horas. Todo para publicar los eventos de Janucá.


¿Por qué nuestros rabinos querían promover la difusión de esta mitzvá? Tal vez la respuesta se puede encontrar en la Haphtarah para Shabat Janucá. Esta haphtarah comienza con las palabras: "Rani vesimji bat Tzion - ¡Grita de alegría hija de Sión! Porque he aquí, yo vengo, …