Ir al contenido principal
Dos Divrei Tora....En Honor a Shavuot 5776

El Libro de Rut - Una lección de altruismo

Se acostumbra leer el Libro de Ruth durante el servicio del segundo día de Shavuot. Hay muchas razones dadas para esta práctica. La explicación más popular es que la segunda parte del libro se lleva a cabo durante la temporada de cosecha de trigo, donde Ruth va a espigar en el campo de Boaz. Pues como uno de los nombres de la fiesta es "Hag Hakatzir 'la fiesta de la cosecha de trigo es natural que este libro se lea en él. Otra opinión popular es que como Ruth se conviertio al judaísmo y ella aceptó sobre sí todas las mitzvot de la Torá, es natural leer esto durante la fiesta de nuestra aceptación de la Torá.

De cualquier manera el libro es una de las más bellas historias de la Torá. Es la principal fuente de nuestro aprendizaje sobre las halajot (leyes) de conversión al judaísmo y nos dice de los fundamentos de la línea de David, los reyes de Israel, que incluirá el futuro Rey Mesías.

El Libro de Rut fue desconcertante para muchos de nuestros rabinos porque no podían ver una clara lección de la halajá que viene del libro. "El Libro de Rut no contiene leyes sobre la pureza o tahará - Tumah - impurezas. No contiene las leyes de lo que está prohibido y lo permitido. ¿Por qué entonces fue escrito? - Con el fin de enseñarnos la recompensa de los que hacen actos de bondad." (Midrash Rabá sobre Ruth).

Todo el libro se centra en la bondad y la compasión. De acuerdo con el Diccionario Webster, una persona que es "cruel" es una persona que es "sin piedad ni compasión ni piedad." Y en ingles se usa la palabra “Ruthless” literalmente sin Ruth – contenctando la crueldad al ser lo opuesto a “Ruth.”

El libro es un estudio de contrastes del egoísmo y la compasión. En el comienzo del libro - Elimelej y su esposa Naomi y sus dos hijos, dejan la tierra de Israel y pasan a Moab, para evitar una hambruna que había golpeado la tierra de Israel. Nuestros rabinos nos dicen que esta fue una de las familias más ricas de la región. Ellos tuvieron los granos y las riquezas guardadas, pero había dejado con el fin de evitar tener que compartirlos con los menos afortunados. La elección de refugio también fue significativo. Los moabitas fueron descritos como egoístas por la Torá. A principios de la Torá que había visto que los moabitas se había negado hospitalidad a los judíos, ya que habíamos viajado a través de sus tierras en el camino de Egipto a Israel. Esto fue así a pesar de que habíamos ofrecido a pagar a nuestra manera. Todavía se negó - por temor a cualquier forma de pérdida por sí mismos. Elimelch eligió este lugar para vivir, ya que estaba en consonancia con su filosofía de vida.

Sus dos hijos se casan con mujeres moabitas y se establecen allí. Pero entonces ocurre una tragedia y Elimelec y sus dos hijos mueren. Naomi se aferra a esta oportunidad y regresa a la Tierra de Israel donde ella hubiera querido esta todo el tiempo. Sus dos nueras la acompañan en un primer momento. En el camino Naomi alienta a ambos a quedarse en Moab. Ella no tiene nada que ofrecerles. Finalmente Orfa fiel a su educación egoísta, decide regresar a casa y cuidarse de sí misma. Se trata de Ruth, que insiste en ayudar a su madre en la ley y que queda con ella para cuidar de ella.

Una persona "ruthful" como ruth es una persona compasiva. Nuestros rabinos nos dicen que tanto Rut y Orfa eran de linaje noble, moabita. Al igual que su hermana, ella podría haber solicitado estas comodidades para sí misma, sino más bien optó por alinearse con ella a su suegra y su filosofía de la vida - lo contrario de su educación. Aunque los Moabitas eran enemigos de los Judios. Ella se convirtió al judaísmo - aceptó la manera judía de pensar como principio rechazo el egoísmo de sus antepasados.

A su regreso a la tierra de Israel, Rut, la mujer de la nobleza antigua se encuentra reducido ahora al papel de un mendigo, en nombre de su suegra. Ella se unió a los espigadores otros en el campo de Boaz que era pariente de su difunto padre en la ley. Naomi le notificaron de este parentesco y que trató de establecer un matrimonio con él a pesar de que él era de una edad muy avanzada. "Benditos sean de Hashem mi hija. Que haya realizado su último acto de bondad, incluso mayor que el primero, en el que no ha ido tras los jóvenes ya sean ricos o pobres" (Rut 3:10) Boaz estaba sorprendida por su la lealtad y la bondad no sólo para Naomi, sino también a su marido muerto - cuyo recuerdo que quería mantener a través del matrimonio levirato a Boaz. Antes la había felicitado por el cuidado de su suegra ya su bondad segunda fue sorprendente para él.

Según la tradición rabínica el se casó con ella y murió poco después de haber engendrado a través de ella el linaje de David - el linaje del Mesías, que instaurará el reino eterno de la abnegación.

Ruth es la personificación de la bondad. Su bondad y el altruismo son un ejemplo para todos nosotros. La clave para el crecimiento espiritual se puede aprender de Ruth. El altruismo es la subyugación del ego. Con el fin de aceptar plenamente la Torá, debemos aceptar que no son los que están a cargo - que es Dios quien está a cargo. Nosotros no controlamos nuestro destino es Dios quien lo hace. Nuestra voluntad debe ser sometida a la voluntad de Dios. Esto requiere abnegación y la humildad de la misma manera como Ruth. Ella es un ejemplo clásico del poder de la nobleza. Su nobleza, por supuesto, no proviene de su relación biológica con moabita de regalías que provenía de su conexión con la nobleza de una fe pura y firme en el camino de la amenidad y la verdad. Ken yehi Ratzón - Que sea de esa manera para nosotros también.

Moadim lesimja de parte del Rabino Viñas y familia



La costumbre de comer alimentos 
lácteos en Shavuot

El Shulján Aruj 529:2 Oraj Jaim cita una halajá (ley) que dice "uno tiene la obligación de estar alegres y felices de corazón en las fiestas junto con su esposa, hijos y todos los demás que está con él." Esta halajá se basa en el mandato bíblico (Deuteronomio 16:14)
"Regocijen en el festival, no obstante, ser feliz."

Los comentarios Biur Halajá 529:2 dice allí que "en los días del Templo, los hombres cumplian este mandamiento por el consumo de la carne del sacrificio. Pero que hoy en día, como ya no hay templo y por lo tanto no hay sacrificios, uno cumple con esta obligación al beber vino y comer carne, ya que esto es lo que está implícito en el mandamiento de regocijarse.

Este es de hecho la razón por la cual en Shabat y Iom Tov normalmente se come carne. Parte de la celebración de las fiestas ha sido participar de vino y la carne en honor a la ocasión especial.

Pero Shavuot es la única fiesta en donde los productos lácteos se recomiendan como parte de la celebración del festival. Nosotros comemos pastel de queso, bollos y blintzes. Los productos lácteos son a menudo en la forma edulcorada de los desiertos. La pregunta es ¿por qué? Y cual es la mejor manera de participar de los alimentos lácteos en Shavuot?

La explicación más popular de esta costumbre se puede encontrar en el Sefer, Taamei Haminhaguim Umekorei Hadinim, aquí se explica que, dado que el pueblo judío aceptó la Torá en Shavuot no podían comer carne, porque los mandamientos que acababan de tomar de shechitah (degollar) eran requeridos para todas las carnes que se consumen. Adecuado shechitah requeriría que afilen los cuchillos, que se empape y la sal, etc. Esto era imposible de organizar en tan poco tiempo y por lo tanto los hijos de Israel tuvieron que confiar en los productos lácteos.

Pero hay otras fuentes que explican la costumbre de manera diferente.

De acuerdo con la Yalkut Yitchak, el bebé Moisés fue descubierto por la hija del Faraón en el sexto día de Siván, que luego se convertiría en Shavuot. Se determinó en ese momento para ponerlo en el cuidado de una madre que lo amamante como sugerio Miriam y lo trajo de vuelta a su madre. Su hermana Miriam, la profetisa quería asegurarse de que la boca que transmitiria la Torá se alimente de una mujer judía a su propia madre en lugar de una gentil. de acuerdo al Yalkut Yitjak en conmemoración de este milagro que Moisés se encontró con seguridad y se le permitio beber la leche de su propia madre se comen productos lácteos en el primer día de Shavuot.

El Kol Bo escribe que la costumbre de comer la leche también requiere que los productos lácteos sean dulces. Esto se debe comer para recordarnos que la Torá es comparada con la leche y la miel. Como se dice en el Cantar de los Cantares 4:11, "Miel y leche hay debajo de tu lengua."

Otra explicación tradicional es que ya que la leche proviene de un animal vivo cuya carne está prohibida para el consumo hasta el sacrificio y la miel proviene de un insecto prohibido ambas cosas parecen en un principio como alimentos prohibidos. La leche como eiver min hachai - un producto o la integridad física de un animal vivo y la miel como producto de un insecto totalmente prohibida, a primera vista parece treif (no kasher), pero la Torá tiene el poder de transformar y aclarar. Al igual que se aclaró este asunto al permitir estos productos, también la tora tiene el poder de transformar y purificar las almas de todos.

Pero no todas las explicaciones son filosóficas. Las explicaciones pueden encontrarse en el mundo de la Halajá (ley or legal) tambien. El Rama (posek Ashkenazi) en Oraj Jaim 494:3 explica que la observancia de esta costumbre es una alusión al Shtei Halachem, la ofrenda de pan doble que se traía al templo para la fiesta de Shavuot. Él explica que es costumbre hacer Kidush sobre el vino y el pan, y luego comer productos lácteos y luego lavarse la boca con agua o al comer un pedazo de pan y luego participar de una comida de carne. Sin embargo, explica que el pan que estaba fuera en la parte láctea de la comida debe ser re-emplazado por otro pan para que podamos evitar cualquier contaminación de los productos lácteos que hayan estado en contacto con el pan. (Yoreh Deah 89:4) Él explica que esto crea en las mesas de la ofrenda de pan doble de Shavuot.

El Jafetz Jaim dice en la Mishná Berurah que se acostumbra a hornear una hogaza de productos lácteos para este propósito. Normalmente, los panes de leche no son permitidos por decreto rabínico menos que claramente sean distinguible del pan parve por temor a que nos confundamos y comamos un pan de leche Jas Veshalom con una comida de carne. Las únicas excepciones a este decreto se encuentran en el Talmud en Pesachim 30a es cuando sólo una pequeña cantidad de pan de productos lácteos se cuece al horno para que se consume de inmediato o si es muy claramente marcados o una forma diferente que el otro pan. Estas excepciones son la base para la cocción de un pan de leche de Shavuot.

Por supuesto, la costumbre varía en cada comunidad y, a menudo por la casa. Sin embargo es importante recordar que comer carne es parte de las vacaciones, así como los productos lácteos y que este consumo se realiza de acuerdo con la halajá con el período adecuado de espera entre la carne y la leche.
Shabat Shalom de parte del Rabino Manny Viñas y familia



Comentarios

Entradas más populares de este blog

¿Arroz y Frijoles en Pesaj?

Aclarando la diferencia entre Jametz y Kitniyot PorRabinoRigobertoEmmanuelVinas
Durante la fiesta de Pesaj, la Tora prohíbe el consumo de Jametz (productos leudados). La violación de esta prohibición es considerada una de las más serias violaciones de la Tora y es castigada con “karet” escisión espiritual del pueblo judío. Por esa razón todos los judíos observantes hacemos lo posible para evitar comer cualquier comida que contenga Jametz o que fue cocinada y/o mezclada con Jametz.  Esto incluye evitar el uso de cazuelas y cubiertos y lozas que tuvieron contacto con Jametz durante el año por miedo que se contaminen las comidas de Pesaj con algún resto que quede allí de Jametz. Adicionalmente algunas comunidades judías han  impuesto otras restricciones a la dieta de Pesaj que forman parte de las prácticas o costumbres de esas comunidades. Específicamente, algunas comunidades prohibieron el consumo de “Kitniyot o kitniyos” cualquier producto de legumbres, maíz o el arroz. En general hemos e…

Las Costumbres Sefaraditas + Serie de Videos de Rosh Hashana

Las Costumbres Sefaraditas de Rosh Hashaná
Rosh Hashaná es una oportunidad de renovación para cada judío, en  su relación con Dios, a través de la oración y el arrepentimiento.  Las oraciones tradicionales incluyen solicitudes de perdón por nuestras faltas cometidas durante el año anterior, y peticiones para que Dios nos concede un año mejor que el último, lleno de bondades, bendiciones, salud y dulzura.
Aunque la mayor parte de las oraciones formales son ofrecidas en la sinagoga, algunas de las oraciones más importantes son las que vienen directamente del corazón, o que se ofrecen en unión  con  nuestras familias durante la cena de la fiesta.
Una de las costumbres más bellas, practicadas en la mayoría de las casas judías, es la de comer manzanas sumergidas en miel, mientras expresamos la oración de que este Año Nuevo sea dulce, como la manzana impregnada con miel. Esta costumbre que se practica en todas las comunidades judías (asquenazí y sefaradí) es solamente una parte del rito practic…
Nosotros y Los Traidores de Entre Nosotros Por: el Rabino Rigoberto Emmanuel Viñas Ayer en la ciudad de New York,durante el desfile de apoyo para el Estado de Israel, los vi como los veo todos los años. Los traidores uniformados con sus abrigos y sombreros negros, sus barbas y sus “peyus” largos. Ytambién sus banderas palestinas y sus letreros contra Israel. Sus letreros anti-Israel decían en inglés, “Los judíos lamentan los 68 años de existencia de Israel,” “El Talmud prohíbe terminar el exilio,” “Israel no tiene derecho de gobernar sobre ninguna parte de la tierra santa.” El Judaísmo dicta que los judíos tienen que ser sumisos a todas las naciones incluyendo los Estados Unidos y P